Dedicarse a ser MADRE es una decisión que toman muchas mujeres

Posted by

Os acordáis cuando teníamos veintitantos años y la frase estrella era ¿estudias o trabajas? Pues bien, varios años después esa cuestión cambió por un ¿a qué te dedicas? La respuesta más común es describir las habilidades laborales que desarrollamos. Normalmente tratamos de poner en valor aquello que hacemos a diario en nuestro puesto de trabajo. Pero cuando la respuesta es «soy madre» parece que la persona que nos pregunta espera que continuemos hablando para que ampliemos la respuesta con el puesto que tenemos en nuestro «verdadero trabajo», como si ser madre no fuera suficiente…

Hemos dejado de poner en valor que una persona se dedique en exclusiva al cuidado de sus hijos, como si no fuera suficiente… Tengo la sensación de que son muchas las madres que tratan de justificarse por centrar toda su atención a la crianza. Tienen que exponer continuamente la cantidad de cosas que hacen para no sentirse juzgadas. Ser madre engloba el desarrollo de grandes habilidades, pero lo más importante es que es una decisión personal que tendría que ser tan respetada como cualquier otra.

Dedicarse a ser MADRE no es fácil

La maternidad remueve tus entrañas, despierta en ti sentimientos y emociones que ninguna otra situación hará. Pero parece que la carrera laboral debe ser antepuesta hasta a la propia naturaleza… Diariamente son muchas las madres que, al menos en España, dejan a sus hijos con apenas cuatro meses para volver a incorporarse a su puesto de trabajo y un gran número de ellas lo hacen destrozadas por tener que hacerlo. Esto tendría que darnos que pensar, ya que muchas de ellas si tuvieran la opción no lo harían. La situación económica, el perder la oportunidad de ascenso laboral o incluso el poder perder tu puesto de trabajo llevan a las mujeres a tener que renunciar demasiado pronto a ser madre exclusivamente.

Son muchas las incoherencia que existen a este respecto. La OMS recomienda lactancia materna exclusiva hasta los 6 meses pero la baja por maternidad es únicamente de 16 semanas (en España). En los primeros 18 meses es cuando se forjan las bases de la afectividad pero el que debería ser su adulto de referencia no está. Durante el primer año es cuando más conexiones neuronales se desarrollan pero ¿qué es lo que están aprendiendo de esta situación? Francamente creo que no tenemos puesto el foco donde deberíamos porque sino daríamos opciones reales a las familias para que pudieran estar con sus hijos. El artículo Tengamos en cuenta a la infancia porque son el futuro está dedicado a la importancia de que tengamos en cuenta el papel fundamental que tienen los niños en nuestra sociedad, algo que parece que está bastante olvidado.

La presión social tampoco ayuda…

Cuando la situación personal te permite poder dedicarte en exclusiva a criar a tus hijos entra en juego la presión social, que no suele inclinarse hacia la maternidad. La sociedad nos empuja a tener que conseguir logros profesionales y demostrar que somos super mujeres porque llegamos a todo. Pero, ¿y si quizá esa no ha sido tu elección?, ¿y si tu gran logro es poder estar en casa con tus hijos y acompañarles en el gran aprendizaje que supone la vida?

El respeto que tanto pedimos también debemos darlo. Hay muchas mujeres que se sienten juzgadas por su maternidad (por el número de hijos que tienen, por dedicarse a ellos y «no trabajar», por vivir la crianza de sus hijos como su mayor hazaña…). Hoy en día tengo la sensación de que parece que si únicamente eres madre no estás contribuyendo a la sociedad o que te declinaste por la cómoda elección de quedarte en casa…

Qué significa ser MADRE

Las madres desarrollamos grandes habilidades que muchas veces ni nosotras mismas sabíamos que teníamos… Grandes dotes de paciencia, imaginación y liderazgo, no ceder ante la presión, saber mantener la calma en situaciones complicadas y capacidad de una gestión multitarea. Sin olvidarnos de una gran gestión del tiempo y de ser capaces de rendir aun en momentos de cansancio extremo ;). Parece el primer párrafo que todos querríamos tener en nuestro currículum y con ello únicamente quiero mostrar que ser madre no es ni más fácil ni más difícil sino una elección personal que debe ser respetada.

Un dato a tener en cuenta es que las madres tenemos una disponibilidad de 365 días y 24 horas. Como bien sabemos nuestros pequeños no tienen botón de apagado y necesitan a sus padres. Cuando una mujer decide no salir a trabajar fuera de casa no está optando por la opción cómoda. Seguramente lo ha pensado y le ha parecido la mejor opción para su familia. Tan respetable es la mujer que quiere estar en casa con sus hijos como aquella que sale a trabajar. El punto clave en esta situación es que podamos elegir libremente con cual quedarnos.

Entradas relacionadas:

Deja un comentario